Muchas personas no se dan cuenta cuán común son las enfermedades periodontales (alrededor del diente) que comienzan lesionando las encías. Tres de cuatro adultos poseen algún tipo de esta enfermedad. En la mayoría de los casos, no produce dolor y por consiguiente, dicho problema pasa desapercibido. Sin embargo, su temprana detección y tratamiento son extremadamente importantes, debido a que la enfermedad periodontal termina con la vida del diente (movilidad, infección, extracción).

La enfermedad periodontal es una infección bacteriana de las encías que destruye la encía y el hueso de soporte que mantiene los dientes en la boca. La principal causa de esta enfermedad es la placa bacteriana, las toxinas producidas por la bacteria en la placa inflaman las encías, provocando la infección.

El estado menos severo se conoce como gingivitis y conforme avanza la enfermedad, se destruye más encía y hueso (periodontitis), por lo que los dientes eventualmente se aflojan y se pierden.

Es una enfermedad crónica que el profesional deberá tratar de frenar la evolución para salvar las piezas dentales y que éstas permanezcan el mayor tiempo posible en la boca, los dientes son más valiosos que cualquier reemplazo que podamos ofrecerle.

periodoncia